Posted on / in Internet, Otros

Cómo vender un nombre de dominio

Desde los inicios ya inmemorables de Internet una de las grandes bazas de parte de emprendedores que han decidido probar fortuna con el negocio de la compra y venta de nombres de dominio, aunque hay que reconocer que en principio este tipo de negocio escapó un poco de las manos a  quienes gestionaban los nombres, ya que se llegó a especular excesivamente con ellos, había empresarios que hicieron su agosto con el negocio, comprando una gran cantidad de nombres de interés y revendiéndolos a precios más que desorbitados.

Esta práctica de comprar dominios y venderlos, creó lo que se denomina un mercado secundario de nombres de dominio (aftermarket), que no deja de ser el mercado entre personas que registran…




Ese mercado de dominios pronto alcanzó la cima cuando algunos nombres como beer.com o vodka.com se vendieron por millones de dólares, siendo este el sueño de muchos registradores e inversores de la red que esperan que se repita con el nombre que adquirieron.

Con el paso del tiempo ese prometedor mercado de dominios ha ido menguando, en parte por la crisis, y en parte porque también ha quedado demostrado que el nombre de dominio por sí solo, para que pudiera ser muy rentable, realmente tendría que ser muy bueno, y más si tenemos que recuperar lo pagado por él.

Sin querer irme del tema, si estás pensando en vender un nombre de dominio puede ser por varias razones, puede que creas que estás frente a la oportunidad de tu vida, quizás después de tenerlo registrado durante unos meses o incluso años, hayas desistido del proyecto por el que lo compraste o simplemente porque ya no lo usas.

Cómo vender un nombre de dominio

Mercados

Lo primero es rastrear en ese mercado secundario, tienes a tu alcance algunos portales que se dedican a la compra-venta, como puede ser SEDO, que se caracteriza, además, por un sistema de afiliación que podría hacer que tuvieras ingresos, esto en caso de que el dominio este vacío y no tengas contenido.

Otros portales como el de GoDaddy, también te brindan la oportunidad de vender.




Y lo mejor de ello es que no vas a tener que pagar nada, sólo una comisión en el momento en el que se produzca la venta.

Precio de venta

Uno de los dilemas importantes es saber el precio que tienes que pedir por tu dominio, este hecho es totalmente subjetivo, depende de si el nombre que tenemos corresponde con el que quiere un comprador, cuyo presupuesto sea elevado y esté dispuesto a pagar lo que fuera por conseguirlo.

La mayoría de veces nos encontraremos con pequeños emprendedores que habían pensado en ese nombre, pero que si no puede ser, verán con buenos ojos gastar mucho menos en otro dominio alternativo.

Por tanto, por mucho que haya páginas web que evalúen el precio de un dominio, se trata de una cantidad totalmente ficticia que no se corresponde a la realidad, a menos que se produzca lo que he comentado antes.

Prueba a valorar tu dominio a través de los portales que compra-venta y entonces saca conclusiones.

Precio Fijo o subasta

El precio fijo está muy bien si no estás dispuesto a vender a menos que la oferta sea muy jugosa, imagina que quiera poner un anuncio con mi dominio javierarevalo.com (no es el caso), de 10 años de antigüedad, para mí tiene un valor incalculable y no vendería por casi nada en este mundo (bueno habría que ponerle muchos ceros…), en ese caso puedes poner ese precio tan elevado, sabes que nadie te lo comprará y si saliera alguien dispuesto a desembolsar tal cantidad, entonces no lo plantearías.

En cambio la subasta es un arma de doble filo, la idea de que alguien pueda estar interesado en comprarlo, sin que piense que tiene que pagar mucho, y si alcanza ese precio sea por la disputa entre compradores.

Da a conocer la venta

Ya está puesto el anuncio en SEDO o Godaddy, han pasado los días y ves que no tienes respuesta.

La cantidad de visitas que recibes en tu dominio diariamente y la consulta del whois son los dos valores que tienes para determinar, a priori, el número de personas que podrían estar interesadas en él.

Si alguien está buscando tu nombre y entra en el whois, si en ese momento no sabe que está a la venta, estás perdiendo una gran oportunidad.

Algunos registradores de dominio te permiten anotar algo en el whois, por ejemplo “dominio a la venta, consulte”…




No está de más anunciarse en algunas plataformas, pero piensa que toda inversión económica realizada querrás que se recupere.

Busca dónde es mejor anunciar este tipo de ventas, he visto anuncios en portales de anuncios convencionales, tipo milanuncios, ofreciendo esos dominios, no sé si será efectivo, pero al menos no tiene coste.

Paciencia, tiempo y contenido

Siempre tendrás más visitas si consigues que el dominio tenga contenido, por lo menos lo encontrarán en Google, pero ten cuidado, no sea que te guste y ya no quieras venderlo.

Vender un dominio requiere un tiempo, es probable que el comprador quiera adquirir un proyecto iniciado que un nombre vacío.

El tiempo estimado que puedas necesitar para conseguirlo es muy variable, basta con dar con el posible comprador, pero también es posible que eso no suceda nunca.

Deja un comentario