moviles
Posted on / in Diseño web

¿Diseño responsive o webapp?

Como desarrollador de página web una de las cosas que me preocupan es cómo debo tratar el diseño de la parte móvil de mis páginas web, una vez queda claro que es importantísimo preocuparse por los usuarios que acceden de esta forma.

En otro post ya expliqué las dos maneras de conseguir que nuestra página sea lo más interesante posible para los que entran con su smartphone o tablet, pero parece que el auténtico dilema consiste precisamente en saber decidirse por uno de los dos métodos, o conseguimos que nuestra página se adapte al tamaño de la pantalla o bien hacemos que redirija a una versión específica que podríamos llamar webapp.

Creo que las dos cumplen con el cometido de que el visitante se encuentre “agusto” y pueda disfrutar del contenido, sobre todo el texto y las imágenes sin tener que ampliar tocando su pantalla, sin embargo en todo esto aparece un tercer elemento que tampoco hay que obviar y que se llama Google, y por supuesto que no diseñamos nunca para un buscador, pero sí nos preocupamos de que para quienes diseñamos realmente (que son las personas) nos encuentren como es debido.




Entonces mi pregunta, tan básica como necesaria, en realidad es ¿Y Google qué prefiere?

La respuesta podría ser clarísima, podríamos pensar que en realidad el buscador quiere una cosa o la otra, pero ni siquiera eso parece estar claro del todo, aunque intuyo que lo óptimo para ellos es el diseño responsive, algo que no me acaba de gustar, porque las versiones móviles, en mi humilde opinión, tienen un cierto encanto, en realidad para mí es como si estuviéramos delante de una aplicación o app.

Pero ese desarrollo de la webapp tiene un riesgo, el del contenido duplicado, que tan perseguido está por Google y la posibilidad de que exista un malentendido con esto y nos produzca el inconveniente de perder posiciones o nos penalicen (sin razón) es lo que me inquieta.

Parece ser que si queremos tener una versión móvil específica deberemos utilizar un subdominio m, es decir la cosa quedaría como algo así m.miweb.com…

Pero como soy muy creativo y a veces voy por libre, esto tampoco lo he aplicado a mis webapps y eso está mal, claro, pero la solución pasa por dejarle muy claro a Google, con su Google Webmaster y poniendo algo de código que se trata de una versión específica, que en ningún caso estamos intentando cometer ninguna especie de fraude para escalar posiciones.

En el blog oficial de Google nos dan alguna que otra explicación, sin que sean demasiado específicos, siempre con las típicas ambigüedades que suelen dar en los vídeos los ingenieros de la compañía, pero en el que intuimos que ambas opciones son aptas: Blog de Google Webmaster 

Si la pregunta la hacemos de forma un poco más concreta, por ejemplo ¿cuál de las dos versiones móviles tendría más éxito?, entonces seguro que la respuesta puede ser algo distinta, pero os voy a comentar algo desde la más humilde de las opiniones, de alguien que se encuentra en un constante aprendizaje, que al final lo que ocurre es esto, estamos volviendo a aprender una y otra vez, como decía lo más importante será lo que hagamos después de haber diseñado la parte móvil.




Porque en esto ocurre como con cualquier otra página web que hayamos desarrollado, la parte posterior de promoción no debe olvidarse jamás, es tan importante que por bien realizada que esté si no entra nadie, si no capta clientes, si no genera, será un auténtico fiasco, por muy bien que esté.

Quizás soy muy entusiasta con este punto, pero soy un acérrimo convencido de que el marketing online funciona y de que en el mundo móvil también, con la particularidad de que quizás sea más fácil posicionarse mejor a nivel móvil, porque no hay tantas páginas realizadas, aunque el tema va subiendo y habría que darse prisa, por suerte para los que nos dedicamos a esto el mundo del web móvil está todavía un escalón por debajo a la hora de ser explotado.

Claro que esto no responde a la pregunta de si es más interesante que sea responsive o webapp, pero al menos tenemos una ligera idea de por donde tenemos que comenzar a trabajar.

Deja un comentario