creativotrabajando
Posted on / in Diseño web

Diseño web barato

La pregunta del millón, la que se hace cualquier posible cliente que se pone en contacto conmigo para presupuestar un proyecto de diseño de página web es ¿Cuánto debe pagarse por una web?.

La mayoría de clientes no quieren que el hecho de pagar menos suponga a la larga tener que acabar pagando de más para que alguien les “arregle” una mala web, o para conseguir mejores resultados en los buscadores, pero tampoco quieren pagar de más desde el principio.

El problema es tan antiguo como el del sector del diseño web, el precio de los proyectos es fijado por los profesionales o empresas, según sus criterios, y esto siempre es algo muy subjetivo, ocurre más o menos lo mismo con las compañías de registro de dominio o de hosting, la diferencia de precios por lo mismo es abismal entre distintas empresas.




También comprendo a los emprendedores que buscan el mejor precio posible, es algo totalmente razonable teniendo en cuenta que los tiempos actuales son delicados a nivel económico, no obstante hay que andarse con cuidado a la hora de dar con buenos profesionales y agencias que realmente puedan garantizar de alguna forma el resultado final.

¿Cuánto pagar por una página web?

Os voy a poner el ejemplo más tonto que se me pueda ocurrir, el de la típica panadería de barrio, que tiene una clientela fija y que no quiere vender por internet, pero a sus propietarios si les gustaría tener una web más o menos agraciada con la que darse a conocer cuando alguien ponga en Google “Panadería en Barcelona”, o incluso el nombre del barrio.

Es totalmente lógico que una web con una portada más o menos bien diseñada, una sección en la que se hable un poco del negocio, otra en la que expliquemos los tipos de pan y pastas y otra de contacto, sean todo lo que vayan a necesitar, salvo los textos legales.

A ese tipo de cliente incluso le podría servir, porque no, alguna de las plantillas que existen en el mercado, siempre y cuando su edición y personalización sean las adecuadas para que posicione como es debido.

Pero incluso diseñando desde cero esa web no deberíamos estar hablando de grandes sumas de dinero, sino más bien de una cantidad pequeña, aceptable, que el cliente pueda asumir y cuyo resultado pueda satisfacer sus necesidades.




A este cliente se le puede hacer un precio especial, es el más idóneo para que sea el cliente potencial del diseño web barato.

Y en mi caso estoy pensando en un precio de unos 100€ ó 150€, para que nos hagamos una idea de lo que entiendo por “barato”.

Por otra parte hay un tema que me preocupa y es el resultado final del proyecto, no solamente lo que se ve, el diseño, sino también el código, son dos puntos importantes, y me he encontrado con webs de esas muy económicas pero que no tienen un aspecto nada responsable y que tiran por tierra cualquier buena reputación del negocio.

Entonces… ¿cuánto pagar?

Pues depende. Siempre he pensado que una página web es como una pizza, si quieres una porción no tienes que pagar lo mismo que por una pequeña, o que una mediana, o una familiar, y lo mismo ocurre con los ingredientes.

Cuanto más cosas le pongas más buena estará, pero el precio también será más alto…

En mi caso como informático he presupuestado páginas web por 150€, pero también otras por 3000€, y aunque parezca que haya mucha diferencia de precio, os aseguro que lo hice ajustándolo al máximo para favorecer al cliente.

También me he encontrado con cliente que tienen un presupuesto cerrado, que me vienen y me dicen que tienen 300€ para hacer una web y que de ahí no pueden subir…

Deja un comentario